Análisis | ‘Resident Evil 6’, superar tus miedos

Lejos de volver a los orígenes de la saga, Capcom nos ofrece un juego con momentos muy bien logrados y un ritmo trepidante… Acción y suspenso en un nuevo capítulo de Resident Evil.

Análisis | Resident Evil 6

Lejos de ser la vuelta a los orígenes de la saga, nos encontramos ante (¿por qué no?) uno de los juegos más esperados del año. Ubicado diez años después de aquellos terribles incidentes en Raccoon City, que formaban parte de la trama de la segunda entrega numerada de la saga, Resident Evil 6 es un título prometedor y muy recomendable pero que en ocasiones se queda corto, y que no cumple con las promesas de las que Capcom había hablado tanto. No nos encontramos ante una entrega de la saga similar a las primeras, que eran verdaderos survival horror con momentos realmente escalofriantes y una sucesión de contenidos imprescindibles del género. Nos encontramos ante una gran propuesta de acción, un shooter en tercera persona que nos regalará momentos para el recuerdo y otros no tanto. Un título muy esperado y de enorme calidad, pero, como suele pasar en el mundo del entretenimiento, una vez más, no cumple con las expectativas.

Superar tus miedos

Hace varios años, Capcom dejó de ver a Resident Evil, su más representativa saga, como un survival horror. Tras la cuarta entrega (que si bien tampoco es considerada un survival horror, brinda momentos magníficos y digno de uno), la compañía comenzó a enfocar sus proyectos desde un punto de vista más financiero y comercial, en lugar de seguir desarrollando la saga como en un principio estaba pensado. Este gran cambio lo podemos apreciar más que nunca en Resident Evil 5, anterior entrega numerada de la serie, y también (aunque en menor medida), en el título analizado a continuación. Este es un concepto que hay que dejar claro desde el principio: Resident Evil 6 no es, bajo ningún punto de vista, un survival horror, aunque sí se puede decir que tiene “tintes” de uno propio. Es un juego de acción y shooter en tercera persona, incluso de aventura si se quiere, con apenas un par de tintes de horror… pero la respuesta es no. Un gran y rotundo no. En ese sentido, la saga Resident Evil ya no es lo que era.

Sin embargo, este cambio, tampoco es un cambio del todo malo. Es decir, siempre vamos a preferir aquel Resident Evil que brindaba momentos de una tensión impresionante, dificultad superior, real escasez de munición, ambientación, rompecabezas, sustos… Pero en lo que Capcom transformó la saga no es algo negativo. Se volvió en una saga de acción que no recupera casi ninguno de todos los momentos anteriormente nombrados, pero que sin embargo nos dará una historia más o menos a la altura, momentos de tensión envidiables y también, grandes sustos (aunque serán pocos y premeditados). Es importante que antes de empezar la partida de la sexta entrega, el jugador tenga claro y en mente que ya no se trata de un juego de horror, ya no se trata de todo eso. Resident Evil ha sido cambiada, tomada y vista desde un nuevo enfoque, que no quiere decir que esté mal. De hecho, nos encontramos ante un producto redondo y de alta calidad, aunque pudo haber sido superior. 

Análisis | Resident Evil 6 (PlayStation 3, XBOX 360)
Los diseños de los monstruos “más aparatosos” y los jefes finales presentan un look increíble, mientras que los zombies ordinarios no tanto.

Tras el mediocre “mejor ni te cuento” ‘Resident Evil: Operation Raccoon City’ (PlayStation 3, Xbox 360, PC; 2012), Capcom busca reparar sus enormes errores vistos en el juego desarrollado por Slant Six y en líneas generales lo logra. Es que, las principales fallas de aquel juego (su limitada duración, el sistema de control, la IA aliada y enemiga, e incluso su capacidad gráfica) fueron arregladas. Resident Evil 6 es un videojuego de larga duración y que brindará una experiencia, en general muy buena ya sea jugando acompañados o en solitario, grandes incentivos para terminar el juego y para seguirlo jugando, un online que golpea fuerte y que, como todo, tiene sus fallos y sus virtudes. Lo que podemos asegurar, es que no te vas a arrepentir tras haber adquirido este título. Desde el vamos, es un título superior a la anterior entrega numerada de la serie, un must have para todo aquel fanático de la saga y una correcta experiencia para aquellos que se quieran iniciar en el mundo de Resident Evil o para aquellos que, simplemente, buscan un buen juego de acción.

Esta nueva entrega de la saga nos ofrece un juego de larga duración y que, dividido en cuatro campañas, tres disponibles al principio y otra desbloqueable tras haber completado las restantes, nos mostrará un mismo argumento desde diferentes puntos de vista, personajes y locaciones de todas partes del mundo. La primera campaña será la de Leon Kennedy y Helena Harper, probablemente la más disfrutable por los veteranos de la saga y que ofrecerá los momentos más logrados de todo el videojuego. La segunda y tal vez la más aburrida, será la protagonizada por Chris Redfield y Piers Nivans, mientras que la tercera será llevada a cabo por Jake Muller y Sherry Birkin y la cuarta, como ya adelantamos, desbloqueable tras completar satisfactoriamente las otras tres, será la protagonizada por Ada Wong: la gran sorpresa del producto y probablemente la mayor motivación para llegar al final del juego, que nos permitirá presenciar uno de los mejores momentos de la producción y que nos demuestra que valió la pena haber superado las otras campañas para desbloquearla. 

Análisis | Resident Evil 6 (PlayStation 3, XBOX 360)
En esta ocasión, tenemos la posibilidad de elegir a qué personaje utilizar al comienzo de cada capítulo. Sin embargo, esto no cambiará más que meros fines estéticos.

Cabe destacar que cada campaña consta de cinco diferentes capítulos, y que al comienzo de cada capítulo podremos elegir a qué personaje vamos a controlar durante el mismo, cuestión que no afectará más que lo estético pero que, no obstante, le da algo más de variedad al título. Además, vale aclarar que en algún momento de la historia, tarde o temprano, las historias y los personajes se entrelazarán y darán lugar a situaciones realmente muy bien guionadas y entretenidas. Al comenzar la historia, lo más conveniente es ir jugando un capítulo de cada campaña por vez, es decir, empezar jugando al capítulo 1 de la campaña de Leon y Helena, y en vez de seguir con el capítulo 2 de ésa campaña, continuar con el capítulo 1 de Chris y Piers, y así sucesivamente, ya que las historias de los diferentes personajes se desarrollan simultáneamente, al mismo tiempo, en distintas partes del mundo. En cada capítulo podemos ajustar la dificultad y elegir si jugamos solos o acompañados, siendo la campaña de Ada la única que no permite cooperativo, por razones obvias.

La primera campaña, la de Leon y Helena, será con la que más nos sentiremos identificados si somos fanáticos de la serie, o la que más nos atrapará si no lo somos, junto con la de Ada. El verdadero parecido a un survival horror lo lleva esta campaña, ya que es la única que presenta momentos realmente tensos, ambientación densa, cuidada y tenebrosa, y algún que otro susto. Será ésta la campaña que contará con más escenas de video intercaladas entre los momentos de acción, y que nos regalará varios momentos para el recuerdo. Podemos observar que en esta campaña es en la cual más se ha cuidado el guión y la narrativa, y que más se ha desarrollado el concepto de exploración e investigación, aunque tampoco cuenta con mapeados grandes o secuencias de exploración reales. Esta campaña, repetimos, será la que más agradará a los seguidores y fanáticos de la serie y también a los que no. Es genuina, intensa y probablemente la mejor de las cuatro.

La campaña número dos será la que presente situaciones más variadas pero que, no obstante, será la más aburrida. Este punto del juego se enfocará en la acción sin descanso y la intensidad imperdonable, y no daremos respiro. Acá es donde realmente el juego se jacta de volver a los orígenes de la saga y recuerda, más que nada, a Resident Evil 5. Es una campaña pura y exclusivamente dedicada a la acción, con menos cinemáticas y que será digna de un shooter militar. Probablemente es la peor de las cuatro campañas por las repetidas situaciones y enemigos, personajes poco carismáticos y descuido del guión, además de la excesiva linealidad y monotonía que presenta. Los enemigos son mucho menos variados pero son más, y con un arsenal mucho más potente y desarrollado. Ya no serán zombies sino que adoptarán formas casi humanas e ineligentes, lo que aportará al nivel esa capacidad de intensidad que es apreciable hasta el final de la misma.

Análisis | Resident Evil 6 (PlayStation 3, XBOX 360)
La campaña de Leon y Helena será la campaña más tradicional, por así decirlo, y que guardará real cercanía con anteriores entregas de la serie.

La tercera campaña es la otra campaña. La campaña diferente. Presenta niveles divertidos y variados, y claramente distanciados a las otras dos campañas. En la segunda mitad de la campaña la historia vuelve a recobrar sentido y protagonismo, y es en este nivel en el que tendremos un arsenal mucho más grande y personalizable que en los otros, munición más amplia y espectacularidad asegurada. En los escenarios de ésta, la mejor forma de avanzar será utilizando el combate cuerpo a cuerpo frente a nuestros enemigos, y que nos resultará falta de inspiración con respecto a las demás.

La campaña individual protagonizada por Ada Wong, ocurrida después de los eventos de las anteriores campañas y únicamente jugable en solitario, será probablemente la campaña más llamativa y uno de los mayores incentivos para finalizar el juego. Esta campaña vuelve a centrarse en la exploración y los momentos logrados y de varios sustos, y en la que tendremos mayor posibilidad de elegir cómo realizar los ataques y cómo avanzar en los niveles. Es una campaña intensa y atrevida y la mejor de las cuatro, junto con la primera. Brindará buenos momentos de tensión con un argumento que, a pesar de separarse de las otras campañas, será igual de bueno. El resto de las campañas las podremos jugar también en modo cooperativo junto a un amigo por medio de la despreciable pantalla dividida, algo que hará descender notablemente la calidad gráfica del título pero que, sin embargo, está a la altura. De la misma forma podemos utilizar el cooperativo online, permitiendo el ya clásico Modo Mercenarios y el interesante Agent Hunt, que nos permitirá ponernos en la piel de un zombie en contra de los agentes, aunque el sistema de control será mucho más básico y limitado. No profundizaremos en el multijugador ya que creemos que no es necesario en este caso, aunque sí diremos que contendrá varios de los mejores momentos del juego.

Análisis | Resident Evil 6 (PlayStation 3, XBOX 360)
El juego dará lugar a algunas situaciones variadas, aunque otras no tanto…

En lo que respecta al nivel gráfico de la entrega nos encontramos ante un producto muy cuidado, pulido y brillante. Resident Evil 6 tiene una increíble personalidad gráfica y un buen modelado de personajes y animaciones, excelente en líneas generales. Los escenarios presentan luces y sombras: algunos estarán muy cuidados y serán excelentes, mientras que en otros notamos falta de inspiración o personalización. Mención especial a la iluminación que cumple un importante papel en esta entrega, y que gracias a ella cada episodio logra expresar una identidad diferente y única.

Por otra parte, el diseño de los enemigos es más bien pobre y poco variado, aunque cuentan con buenos diseños los monstruos que vimos en anteriores entregas de la serie y los jefes finales de cada capítulo. Los enemigos “ordinarios”, es decir, los zombies y enemigos más comunes que encontremos en cada zona estarán poco cuidados e incluso algunos llegan a parecerse, logrando un trabajo correcto pero hasta ahí; mientras que las bestias y los jefes finales presentan un look increíble y bien logrado.

Pero no todo es color de rosas. En lo que respecta al apartado tecnológico, el juego sigue demostrando varias pegas. Para empezar, disponemos de una cámara pésima y muy poco personalizable, en varios casos molesta e irritante, poco eficiente. Por otra parte nos encontramos ante un juego que posee prácticamente una nula interacción con los objetos del escenario, algo que no puede ser pasado por alto a esta altura. Los tiempos de carga son poco frecuentes y rara vez son lentos, algo que es positivo y que además, no afectará la carga de tasa de imágenes por segundo, que casi siempre se mantendrá alta, incluso cuando tengamos varios personajes en una misma zona. La inteligencia artificial (IA) sigue presentando varios deslices, pero no es nada comparado con Operation Raccoon City, y es un punto que aquí se ha mejorado lo suficiente, tanto la IA aliada como la IA enemiga, que ha sido a la que mayor atención se le ha prestado.

Análisis | Resident Evil 6 (PlayStation 3, XBOX 360)
La calidad gráfica del título no sorprende pero se mantiene excelente, alcanzando las cotas de calidad a las que Capcom nos tiene acostumbrados.

Resident Evil 6 llega totalmente localizado al castellano, con voces, textos y subtítulos en un perfecto español, aunque quizás los latinoamericanos preferimos una versión en inglés con subtítulos. La banda sonora es inspirada y se adapta a los grandes momentos de tensión (sobretodo en la campaña protagonizada por Leon), y otros temas más enfocados hacia la acción y la intensidad que funcionarán, en líneas generales, superando las expectativas. Sin embargo, a veces encontramos al score algo repetitivo o monótono. Cabe destacar que el juego no llega a alcanzar los 1080p de definición, quedándose tan sólo en 720p (es decir, no llega a alcanzar una resolución Full HD), algo que, si bien no es un problema importante, es extraño ver que estamos casi llegando a fin de año y sigan apareciendo juegos en esta resolución.

Conclusión

En definitiva, la saga Resident Evil dejó de ser una saga de survival horror hace mucho tiempo. Incluso las películas dejaron de acercarse a ello. Tras ‘Resident Evil 4’, los lanzamientos subsiguientes de Capcom fueron meros juegos de acción, algunos más acertados que otros y algunos se acercaron bastante al género ya perdido, pero ninguno volvió a serlo del todo. Resident Evil 6 es una gran propuesta de acción y aventura, que si bien está lejos de “volver a los orígenes de la saga” como prometía Capcom, supera a sus antecesores: la quinta entrega de la serie y ‘Resident Evil: Operation Raccoon City’, y logra mantenerse a la altura de ‘Resident Evil: Revelations’. Es un producto de alta calidad que pudo haber sido mejor. Muy recomendable para los fans de la saga, y asequible para aquellos que se quieran iniciar en el universo zombie. 

Lo mejor ✓

  • Larga duración y amplia rejugabilidad.
  • Campañas variadas y completas, diferentes entre sí.
  • La inspirada banda sonora. 

Lo peor ✗

  • En lo que respecta a lo jugable, a veces se vuelve repetitivo.
  • Hay pocos puzzles y poca exploración, y si los hay, están insertados de manera muy “random”.
  • Demasiados secuencias con QuickTimeEvents repetidos e innecesarios. 

Anuncios

Dejanos tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s